Archivo de la etiqueta: baño integrado

¿Cómo integrar el baño en el dormitorio?

¿Cómo integrar tu baño en el dormitorio?

Reforma tu casa para ganar espacios abiertos: baños integrados en el dormitorio

Puede que a priori la idea te asuste un poco, pero reformar el baño de tu casa para integrarlo en el dormitorio no solo es tendencia, sino la solución a tus problemas de espacio, luminosidad y confort; sin hablar de la estética de esta parte de tu hogar, que ganaría puntos, sin duda, siempre que la reforma del baño esté llevada a cabo con gusto y profesionalidad.

Para que puedas visualizar el gran cambio que la integración del baño en tu dormitorio podría suponer en tu vida diaria, piensa en lo siguiente: un baño de agua tibia al atardecer junto a la ventana de tu habitación, disfrutando de la luz indirecta de la lámpara de tu mesita de noche, con música de fondo, el olor de tu gel natural y, de ahí, directamente a la cama en tan solo dos pasos… Eso sí que sería acabar bien el día, ¿verdad?

Baños integrados por completo o parcialmente

Claro está que existen muchas formas de integrar el baño en un dormitorio.

Hay quién opta por introducir únicamente la bañera o el plato de ducha. Quienes se decantan por esta opción suelen escoger una bañera “exenta”, es decir, no empotrada, ya sea moderna y minimalista o una de esas que nos recuerdan al baño de un palacio; incluso hay quién se atreve a soterrarla para dejarla a ras de suelo.

También podemos decantarnos por colocar un plato de ducha en tu baño integrado. Aquí también los hay atrevidos, pues podemos colocarlo en un extremo de la habitación o bien situarlo en medio de la estancia y cerrarlo por completo con cristal. En este último caso, lo ideal es optar por una ducha efecto lluvia con halógenos incluidos en la parte superior.

Muchos otros consumidores dispuestos a integrar su baño en el dormitorio prefieren dejar fuera solo el inodoro. Aunque los más innovadores apuestan por la integración de todos los elementos.

Si a pesar de contar con un espacio totalmente abierto deseamos un poco de intimidad, podemos incorporar un pequeño tabique de vidrio, metal o madera para aumentar esa sensación justo ante el inodoro. El cristal es una estupenda opción que denota elegancia y amplitud, pero alguien podría sentirse incómodo sin cierta privacidad.

Integrar con gusto y de acuerdo a nuestro estilo de vida

Hagamos la integración que hagamos, lo que realmente importa es lo siguiente:

Lograr una combinación perfecta de materiales, textiles y tonalidades entre ambas zonas, de tal forma que confluyan en sintonía para conseguir un efecto de continuidad y máxima amplitud.

–  Encontrar la estética decorativa en un baño integrado en el dormitorio es decir, la fórmula perfecta entre la disponibilidad de metros cuadrados y nuestro ideal de dormitorio más baño.

Tener en cuenta nuestro estilo de vida y necesidades, pues se trata de optar por la formula más cómoda y funcional.

Y es que, una tendencia que está muy de moda y que consiste en colocar la ducha, a modo de corredor, tras el cabecero de la cama puede resultar una idea perfecta para aquellas personas que desean ganar espacio y aprovechar un mismo elemento para dar dos soluciones diferentes, o muy mala si vivimos en pareja y llevamos turnos laborales totalmente opuestos, pues el ruido de la ducha nos despertaría.

Sea como sea, confía en un equipo profesional, con su experiencia y creatividad verás la solución a tu reforma claramente. Aprovecha los últimos días del Mes Azul del Verano para ver el catálogo de productos de baño y ¡atrévete a integrar tu baño en el dormitorio!